Desde hace unos días ya está disponible el nuevo Microsoft Edge Chromium para todos los usuarios de Windows 10 y con ello un nuevo navegador que podemos utilizar y que cuenta con bastantes reminiscencias del popular Google Chrome.

Este nuevo Microsoft Edge está basado en Chromium y hace uso del mismo código que utilizan Google Chrome, Opera Mini y Vivaldi, entre otros. Desde el 15 de enero ya está disponible para todos y ofrece características de un navegador moderno, pero Microsoft no se ha conformado con ello.

Una de las nuevas características que los de Redmond quieren añadir al navegador es Fluent Design, que ya puedes ver en Windows 10. Fluent Design es el estándar de diseño que Microsoft introdujo a finales de 2007 para unificar el aspecto de la interfaz de Windows.

Hemos estado trabajando estrechamente con nuestros diseñadores para obtener una apariencia que se alinea con nuestro lenguaje Fluent Design y cumpla con nuestros estándares de usabilidad y accesibilidad”, afirma el equipo de diseño de Edge. Además de la futurible inclusión de Fluent Design, el equipo de Microsoft también se encuentra trabajando en otras características como las siguientes:

  • Temas para la interfaz para mayor personalización al servicio del usuario
  • Reconsideración de las pestañas y los botones del navegador, cambiado ligeramente su aspecto
  • Una banda de pestañas más pequeña y barra de direcciones para equipos de escritorio o dispositivos que no cuentan con soporte táctil
  • Más animaciones para dar mayor variedad al ecosistema

Es probable que el equipo de Microsoft Edge empiece a estrenar todas estas características durante el primer tramo de 2020. Con la llegada del navegador, Microsoft quiere intentar recuperar ese terreno perdido tras la llegada de Chrome y el abandono de Internet Explorer, en el que recientemente se descubrió una vulnerabilidad en las últimas versiones.



Fuente


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *